QUIEN DUERME EN LAS CALLES DE BARCELONA NO DUERME.
(F. Busquets. -Arrels-)

domingo, 31 de mayo de 2020

Hoy, TBO; "Ofensiva contra la gripe", original de Benejam. 5 de febrero de 1950


















 Original del número del 5 de febrero de 1950. Plumilla a tinta china. Contraportada 
Autor: Benejam. Título: Ofensiva contra la gripe

12 comentarios:

Mª Trinidad Vilchez dijo...

Qué bueno el TBO,menudo recuerdo y está impecable, lo único que no he podido leer "Ofensiva contra la gripe"; están muy pequeñas las palabras y no se que decir.

Buen domingo y esperemos que esta "gripe";pase pronto y no tengamos secuelas.

Ayer no celebré nada, ya lo haré más adelante si se puede, que sensación más rara, todo el dia hablando por tf.pero sin calor humano, es por la pandemia, estuve rara casi triste pero extraña.

En Sabadell, en el kiosko modernista precioso está en mis recuerdos donde los domingos íbamos mi hermano y yo a leer TBO;me lo ha hecho recordar.

Bon dia y abrazos.

Mª Trinidad Vilchez dijo...

https://www.isabadell.cat/sabadell/historia/historia-de-sabadell-el-quiosc-modernista-dels-jardinets-1911-1943/


El kiosco modernista, ahí están las fotos, abrazos.

F.PUIGCARBÓ dijo...

aquests dibuixos tant nets, polits i endreçats són una delicia. Quan el quiosc, jo no el vaig arribar a veure, en Marcet se'l va carregar al 1943.

Salut

Tot Barcelona dijo...

Es lo que tiene la pandemía, MTRINIDAD. No pude celebrar el cumpleaños de mi hijo (1 de mayo), ni el de mi nieto (24 de mayo), por eso entiendo tu sensación y de ahí la rabia contra todos estos cafres que no respetan nada y se pelean por una silla del bar, y me fastidia depender de ellos para que se cierren otra vez las puertas de mi casa, pero esto tiene todo el viso de que volverá a ocurrir, no se guarda ni medio metro el uno delotro y las mascarillas brillan por su ausencia.

En cuanto al original de Benejam, lo he puesto por lo de la "gripe". ¡que kiosco tan bonito, que pena de derribo.
Un beso muy grande.

Són molt curossos en els detalls, FRANCESC PUIGCARBó, donan certa alegría al veurels, perque els records sempre están amb nosaltres.
Salut

Joselu dijo...

¡Qué cultura tan hermosa la del mundo del TBO, pero también Tiovivo, Pulgarcito, DDT, Pumby, Hazañas bélicas, Roberto Alcázar y Pedrín, etc, etc, era una forma de entrar en el mundo de la lectura de forma muy barata y además compartida porque estos números corrían entre la familia y los amigos. Estuve en Indonesia hacia 1984, cuando en España se había perdido ya la cultura de los tebeos, y tuve ocasión de ver en una pequeña ciudad de Sumatra un local lleno de tebeos usados y un montón de niños hojeándolos, se los pasaban unos a otros... Me pareció hermosísimo y me recordó el tiempo en que algo así pasaba en nuestro país. El presente tiene cosas formidables, cómo negarlo, pero hay cosas bellísimas del pasado que se han perdido para siempre como los tebeos y el arte de escribir cartas, las librerías... etc, etc...

Fackel dijo...

Hay cosas del pasado que se han perdido y nosotros mismos nos vamos perdiendo, búsquense refugios y habítese en márgenes, ya no estamos en el centro de nada, salvo de nosotros mismos. Feliz tebeo. Por cierto, cuando uno estaba malo se le compraba doble ración de tebeos, si se podía.

Tot Barcelona dijo...

Si, es verdad, ¡ que cultura tan hermosa la del TBO ¡, JOSELU, una cultura inocente, que no cándida, pero si inocente, con más picardía que maldad.
Un abrazo

Doble ración si se podía, FACKEL, pero había que estar malo de verdad para faltar al cole, sino a uno mismo le daba vergüenza el fallo de un sólo día, eso era responsabilidad.
Un abrazote

VENTANA DE FOTO dijo...

Esto es pieza de colección.

En la historia ha habido diferentes epidemias y ahora nos ha tocado a nuestra generación.

Un antepasado mío murió , por lo visto, con la gripe europea. Dejando huérfanos a niños de corta edad.

Besos

Rodericus dijo...

A mi también me compraban el TBO cuando guardaba cama por enfermedades infantiles. Cuando salia del colegio, iba a cambiarlos en alguno de los kioskos donde lo hacían.

Recuerdo en especial uno en la calle del Carme, "empotrado" en el zaguán de una escalera, donde los tebeos de segunda mano estaban apilados en cajas de madera, donde yo rebuscaba en ellas los que no había leído.

Mi padre trabajó una temporada haciendo mantenimiento en la imprenta de Bruguera, y me trajo un montón de tebeos descartados que no pasaban el control de calidad. Algunos venían sin pasar por la guillotina, así que tenia que separar las páginas cuidadosamente con un cuchillo. Temps era temps, que vem sortir de l´ou.......

No te "quemes" Miquel, he salido a dar un buen paseo con el perro, y las calles de mi barrio de Hospitalet estaban saturadas de gente, las terrazas de los bares, pleno absoluto sin guardar distancias de seguridad.

Con suerte, el jodido virus mutará a un espécimen mas débil y menos contagioso. Esto es como la sequía, cuando los políticos llegan a una solución, ya no hace falta porque lleva lloviendo quince dias sin parar.

Ánimo.



Tot Barcelona dijo...

Lo es VENTANA DE FOTO. El original es auténtico y también el TBO, que no es fotocopia. Me pareció oportuno por lo de la gripe.
Han habido diversa y diferentes pandemías, sin duda. Incluso una que se dió por llamar la peste bubónica y si, la gripe española, que no era española pero que cuadró bien el nombre en aquella época de primeros de siglo.
Un abrazo

No me quemo, RODERICUS, pero no veo el porqué de tantas ganas de risas y juerga, no veo el motivo, de verdad.estamos de luto, no hemos pasado la cuarentena, esta semana han muerto casi 50 personas de Covid 19 y se está cerrando toda la industria de que nos mantiene con vida y no se paga lo que se promete por parte del gobierno ¿qué coño celebramos? a eso me refiero.
Parece que sólo nos preocupe que los bares estén cerrados y las salas de fiesta chapadas. Veo desinformación a raudales y mucho egoismo.
Un abrazo



Francesc Cornadó dijo...

Son unos dibujos muy expresivos, me gustan, supongo que si hubuiese leído muchos TBOs los hubiera disfrutado. Apenas leí el TBO ni otras publicaciones similares, es una carencia, sin duda.
Salud
Francesc Cornadó

Totbarcelona dijo...

Los leía de segunda mano, FRANCESC, nuevos eran caros y no se disponía de las pesetas necesarias, habían muchas casas de cambio, yo me acuerdo una de la calle Salvadors, que era además almacén y traperia.
Un abrazo