SI NO PUEDES APORTAR CALMA, PUEDE SER BUENO NO INTENTAR INCREMENTAR EL RUIDO.
(Del bloc de Francesc Puigcarbó)

domingo, 12 de febrero de 2017

¿ Qué Revolución se puede hacer con funcionarios del Estado ?

A raíz de los hechos acontecidos ultimamente en nuestra ciudad escarbé en mi biblioteca. Una pregunta me asaltaba, y como dispongo de algún que otro libro de tendencia izquierdosa, quise volver a la repesca de antiguos pensamientos. 
Creo, puede ser que me equivoque -no será la primera vez-, que mientras el obrero no se considere como tal;  la palabra proletario no sea asumida como lo que significa; lo virtual amenace con barrer lo auténtico y los funcionarios hagan de relleno de Gobierno, cualquier manifestación que se precie  y deseé un cambio de estructuras del Estado, estará condenada al fracaso.
Volví a cerrar a Hegel (interesantísimo libro el suyo, da pie a Lenin a escribir sus obras completas). Volví a darme otro trago de la Kolontai (trago corto, porque como todos ustedes saben viajaba en Rolls Royce cuando representaba a los soviets en Estocolomo). Hice un sorbo a mi buen Trosky y su Revolución Permanente (de la que aún creo que serviría su capítulo segundo, pero poco más, dado que está enfocado al campesinado y no al obrero de las fábricas), y por último me dediqué a esbozar una sonrisa por el punto de libro a 25 pesetas/unidad, punto que los del PORE (revolucionarios utópicos), intentábamos por aquellas fechas que el Tribunal Constitucional no nos pusiera fuera de la Ley .
Y otra vez la pregunta: ¿Qué Revolución se puede hacer con funcionarios del Estado?

Arran dels fets esdevinguts ultimament a la nostra ciutat vaig furgar a la meva biblioteca. Una pregunta m'assaltava, i com disposo d'algun que un altre llibre de tendència d´esquerres, vaig voler tornar a la repesca d'antics pensaments. 
Crec, pot ser que m'equivoqui -no serà la primera vegada-, que mentres l'obrer no és consideri com a tal; la paraula proletari no sigui assumida com el que significa; el virtual amenaci amb escombrar l'autèntic i els funcionaris facin de farciment de Govern, qualsevol manifestació que es precie i vulgui desitjar un canvi d'estructures de l'Estat, estarà condemnada al fracàs.
Vaig tornar a tancar a Hegel (interessantíssim llibre el seu, dóna motiu a Lenin a escriure les seves obres completes). Vaig tornar a donar-me un altre glop de la Kolontai (glop curt, perquè com tots vostès saben viatjava en Rolls Royce quan representava als soviets en Estocolomo). Vaig fer un xarrup al meu bon Trosky i la seva Revolució Permanent (de la qual encara crec que serviria el seu capítol segon, però poc més, atès que està enfocat a la pagesia i no a l'obrer de les fàbriques), i finalment em vaig dedicar a esbossar un somriure pel punt de llibre a 25 pessetes/unitat, punt que els de el PORE (revolucionaris utòpics), intentàvem per aquelles dates que el Tribunal Constitucional no ens posés fos de la Llei .
I una altra vegada la pregunta: Quina Revolució es pot fer amb funcionaris de l'Estat?







28 comentarios:

Mª Trinidad Vilchez dijo...

Hola bon dia Miquel:
Menudas reliquias tienes, son muy interesantes, pero creo que ahora no sería factible.
Los funcionarios del estado actuales, por mentalidad y la economía que tenemos, ni están preparados y sería en mi opinión un desastre.


Buen domingo, un abrazo.

Francesc Puigcarbó dijo...

sembla la noche de los muertos vivientes. Has tret totes les patums revolucionaries, llàstima que les revoltes ja s'hagin acabat.

salut

Tot Barcelona dijo...

Y de hace muchos, muchos años. Tengo una estantería solo dedicado a este tema con libros verdaderamente buenos. La historia del pensamiento socialista de Cole, en siete tomos es verdaderamente genial.
Y si, hoy en día nadie puede decir que sea obrero de "clase" ¿de qué clase?, acaso la de Pilates, MTRINIDAD. Ya nadie se cansa en el lugar de trabajo, hoy solo se cansan en los gimnasios.
Un beso
Salut

jajajajajaja....amic FRANCESC PUIGCARBó...ja veus que encara queda alguna brasa en la cuina dels meus pensaments.
jajajaja
Salut....

Rodericus dijo...

Ninguna, con ellos es imposible. Tenemos una auténtica "casta" de funcionarios, que recuerda mucho en su comportamiento al funcionariado del extinto imperio chino : funcionarios vitalicios.

Salvo alguna honrosa excepción de los que aún son conscientes de que su trabajo consiste en estar al servicio de los demás, estos van a la suyo : esperar la hora de salida, y una vez fuera, esperar el fin de semana.

La revolución la hacen aquellos a los que no les queda nada que perder, y los funcionarios tienen 15 pagas, trienios, y dias de libre disposición.

¿ Clase obrera ?. Pero si aquí hasta el mas miserable se considera "clase media".

Un abrazo.

Francesc Cornadó dijo...

Miquel, ya sabemos que en los clásicos encontramos todo aquello que buscamos, hoy todo sigue un curso vertiginoso unas ideas sobrepasan lo que la semana pasa era inimaginabble y los artefactos y la técnica no solo son catalizadores sino que además constituyen el motor mismo del cambio ideológico. Los clásicos son irremplazables, sí, pero la aceleración y el cambio constante los van situando en la estantería de las arqueologías. ¿La revolución de los funcionarios? No lo sé, pero algunos procuran atroparlos hacia sus intereses para hacer una revolución menuda.
Saludos
Francesc Cornadó

Cayetano Gea dijo...

Por eso las dictaduras procuraron siempre crear un fuerte aparato de funcionarios apegados al sistema, para que todo estuviera controlado desde arriba. Me has recordado mis viejos tiempos de estudiante universitario con los troskos del PORE y de la LCR, los del POUM, los del FRAP, los "peceros". Los cachondos anarquistas ceneteros. El PSOE ni existía en la Autónoma de Madrid. Luego apareció al final y se llevó el gato al agua con Felipito Tacatún.
Un saludo, Miquel.

correo correo dijo...

Catalunya no es tierra de funcionarios si comparamos con el resto de España. Datos del 2016;Un 25,5% de los trabajadores extremeños son funcionarios, y le siguen Andalucía, Castilla y León, Castilla-La Mancha y Aragón, que tienen entre un 16 y el 20% de empleados públicos sobre su total. Cataluña tiene el porcentaje más bajo, solo un 10%. Quizá el turismo, la potente industria,la falta de tradición funcionarial o motivos estructurales hacen que tenga la tasa más baja por habitante del Estado. Un saludo!

Tot Barcelona dijo...

Ahí está el secreto, RODERICUS: Ninguna, con ellos es imposible. Tenemos una auténtica "casta" de funcionarios, que recuerda mucho en su comportamiento al funcionariado del extinto imperio chino : funcionarios vitalicios.
Funcionarios vitalicios...."Es que he ganado mi puesto por oposición"....te dicen, y son lo más anacrónico y obsoleto de la maquinaria.
Un abrazo

La demostración es evidente, FRANCESC CORNADó. Hoy no hay nadie que no quiera opositar. Y si se ha de ir....se va y se deja el lugar del trabajo abandonado, porque lo primero es la llamada de quien te paga.
salut

Correcto CAYETANO GEA. Ahhh nuestro amigo Isidoro....OTAN NO; OTAN DE ENTRADA; NO...OTAN SI... Ostras...y todos a votar. Por aquí pasa igual. Rodeados de corruptos. Con las sedes embargadas. Con hijos putativos puestos a dedo. Con el Millet amenazando...pero nosotros cabeza erguida, porque los otros...más. Y así la rueda del hamster.
salut

Tot Barcelona dijo...

Posiblemente tengas razón CORREO CORREO. Pero el asunto es que se tira de ellos para casos de extrema necesidad.
Ya, ya...Todos los gobiernos lo hacen. Si, ciertamente, pero es bellísimo eso de cerrar las puertas de las oficinas del Gobierno para que , como en tiempos de Paco, las personas puedan ir con "total libertad" (que palabras tan bellas) a acompañar a los jefes de protocolo.
Lo se, lo se, no solo pasa aquí. Por eso digo que España toda, Catalunya incluida, ya no está para revoluciones. Con funcionarios y subvencionados de toda "mena" la cosa requiere calma.
Salut i bon día.

El peletero dijo...

Si fóssim cristians, que no ho som, respondriem com ho va fer Passolini al 1968 a uns estudiants que van ser estomacats pels antidisturbis,

Tienen caras de hijos de papá.// (…).// Son miedosos, ambiguos, desesperados // (¡muy bien!) pero también saben como ser // prepotentes, vengativos y seguros: prerrogativas pequeño-burguesas, amigos.// Cuando ayer en Valle Giulia se cagaron a trompadas con los policías, // ¡yo simpatizaba con los policías!/ Porque los policías son hijos de pobres. (…)

Ayer, en Valle Giulia se produjo un episodio de lucha de clases: // y ustedes, amigos (aunque de la parte de la razón) eran los ricos,// mientras que los policías (que estaban de la parte equivocada) eran los pobres.

Els obrers han desaparegut tal i com els enteniem, s‘han transmutat en una una altra cosa.

Salut.

Enric H. March dijo...

A raíz de lo que dice Rodericus, de tu texto, Miquel, falla la palabra "obrero" y habría que borrar del mapa "proletariado" porque ha dejado de existir. Aunque estructuralmente existen las clases y tensión (mejor que lucha) entre ellas, la realidad se traduce en la aspiración permanente a ser clase media. Ni siquiera partidos como Podemos o sus hermanos periféricos atraen al obrero, sino básicamente a una franja de la juventud, crítica pero que han crecido en ambientes despolitizados, pensionistas y grupos de eso que llamamos "alternativos". El "obrero" seguirá votando partidos socialdemócratas o liberales que les pinten un futuro donde no falten coche, tele y vacaciones. Ni tan solo la amenaza de perder pensiones, sanidad y educación los pone en alerta.

A pesar de todo, la aparición en el poder de una determinada izquierda (como pasa en algunos ayuntamientos) tiene un carácter regenerador temporal. El "Poder" permite la presencia esporádica de estos grupos para que hagan limpieza y/o provoquen reacción. Pasó con el PSOE. El PP sólo ha recogido (y aumentado, claro) el trabajo de destrucción del estado del bienestar realizado por los socialistas.

En fin. No me enrollo más que hoy es fiesta de guardar.

Ay, perdón! Me olvidaba de los funcionarios. Los funcionarios no hacen revoluciones: son los que ponen "orden" a cualquier alteración o los que hacen quedar mal al Poder cuando éste intenta prescindir de ellos. El Estado son ellos.

María dijo...

Todo es surrealista mi querido MIQUEL, los tecnócratas sean o no funcionarios de carrera y políticos siempre han sido los que se han colocado en la cabeza de manifestación, esos que además, de una u otra forma cobran del erario público... ¿ cómo se entiende que ellos vayan a morder la mano que les da de comer? todo es un puro pariré .. una burda escenografía para consumo de las masas desbordadas y/o desnortadas que a falta de nada mejor en lo que creer ... siguen las banderas q todos estos portan por inercia, mimetismo o mero papanatismo. Desde luego, si la plana mayor de un movimiento o partido estuviera bajo sospecha de corrupción generalizada yo dede luego, me pararía un segundo a pensar qué narices podemos esperar de ahí.

La antigua URSS como CHINA hoy son más capitalistas que EEUU, todas las ideologías comunistas han degenerado en monstruos depredadores de los suyos, así que me temo que tristemente a los obreros del mundo ya nos les queda nadie en el planeta que les represente... mucho menos quien emprenda su revolución ... será al estilo de la caída del imperio romano... los bárbaros arrasaran todo ... entonces vinieron del Norte y el este... en el futuro vendrán del sur.. no, perdón... ya están viniendo del sur y más que van a venir...

Em fin... para ser domingo nos estamos poniendo demasiado oscuros... mejor vivamos paso a paso a ver qué pasa ; )

Muchos besos y feliz domingo MIQUEL.

Tot Barcelona dijo...

"Els obrers han desaparegut tal i com els enteniem, s‘han transmutat en una una altra cosa".
GRan veritat, EL PELETRO...Gran.
Salut

Bien por la observación, ENRIC H MARCH. Si. la palbra "prole" está desfasada, cierto. Era lo único que aportaba el obrero a la causa, su prole.
Y comulgo con lo de : "El "obrero" seguirá votando partidos socialdemócratas o liberales que les pinten un futuro donde no falten coche, tele y vacaciones. Ni tan solo la amenaza de perder pensiones, sanidad y educación los pone en alerta."....
Nada que objetar.
Salut


Si MARÍA "¿ cómo se entiende que ellos vayan a morder la mano que les da de comer?. Y es por eso el titular.
Aquí no habrá ya ninguna revolución, de ningún tipo, si acaso escaramuzas, pero esas siempre las ha habido, incluso en el rellano de la escalera, entre vecinos.
Un abrazote muy grande.
Bsos y buen domingo

granuribe50 dijo...

No, revolución no habrá ninguna. Funcionario y revolucionario son antitéticos. Nadie morderá la mano que le da de comer.
Y luego, además de los funcionarios y de los políticos, están todos los demás que viven también del poder, a base de privilegios, subvenciones, etc. Son muchos y forman un conglomerado potente que copa las instituciones, no solo las políticas. Al no haber una clase obrera (se ha mutado en otra cosa), el "status quo" va como una moto: ¿quién puede estar interesado en cambiarlo y dispuesto a jugarse hasta las pestañas por intentarlo?

AMALTEA dijo...

Miquel, con los funcionarios las revoluciones se hacen para robustecer el Estado en contra de los intereses de la gente normal. Desde China imperial -y también la comunista- hasta la propia rusa zarista, los funcionarios eran el brazo ejecutor para mantener el orden y la sumisión. No nos sirve una revolución basada en una burocracia bien alimentada.

Abrazo

Tot Barcelona dijo...

No, no habrá ninguna...GRAN URIBE 50.
Gracias por pasarse.
Salut

No nos sirve una revolución basada en una burocracia bien alimentada."
Completamente de acuerdo, AMALTEA.
Salut

Oliva dijo...

VINGA HOME VINGA¡¡¡,NO TOTS SON ESTOMACS BEN ALIMENTATS,CAL SER MES POSITIU.JO HAN CONEC UN PARELL DEL ANTIC PSUC.QUE NO DEIXAN DE PARLAR DEL PATETIC DANTE FACHIN...I UNS XICOTS JOVES,QUE FINS I TOT,DE TAN EN TAN LI PORTAN FLORS AN DURRUTI.TOTS DE LA CIUTAT DE LA JUSTICIA. ¿COMO SE TE QUEDA EL CUERPO?.

Tot Barcelona dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Tot Barcelona dijo...

He tenido que ir a buscar la historia del Dante Fachin, OLIVA porque no la sabía con certeza y no he querido decir una cosa de la cual luego me arrepintiera.
En fi, chafao se me queda el cos.
De lo de Durruti te diría alguna cosa que está muy mal vista, pero que como se lo escuché a una miliciana del frente de Cervera de la CNT/FAI, y que me creo lo que me dijo, solo aclarar que fusilaba a los homosexuales porque decía que distraían a los hombres en el frente de batalla. Así que cada uno que ponga flores a quien quiera, pero que antes se entere de las ideas del destinatario.
Por cierto, la miliciana era mi madre.
¿Cómo se te ha quedao el cuerpo ?
Salut, OLIVA

Cayetano Gea dijo...

Un matiz al asunto que nos traemos entre manos para aclarar lo que pienso.
Un servidor, cuando oye la palabra "funcionario" no se siente aludido, porque para mí esa palabreja siempre ha tenido connotaciones negativas de tío de ventanilla, despacho con pajarita, vuelva usted mañana y su problema me importa un rábano. le falta además una póliza y el certificado de buena conducta.
Prefiero la denominación, si no hay más remedio, de "empleado público"; pero no de los elegidos a dedazo por el político de turno, sino de los que se lo han currado a base de estudio y prácticas como interinos por media geografía peninsular, cuando no había competencias autonómicas, dejando los placeres de disfrutar los fines de semana y de dormir toda la noche para mejor ocasión y dedicando buena parte del tiempo que le quedara libre a encerrarse entre temas, olvidarse del mundo y estudiar, que esas eran las reglas del juego. Lógicamente, cuando se habla de funcionarios en general, no puedo meter en el mismo saco a servidores públicos, muchos médicos y muchos docentes que se dejan la piel en su trabajo y que, aunque no hagan la revolución "como Dios manda" -en términos marianiles-, sí son capaces de movilizarse por conseguir una sanidad y una educación mejores para todos. Tampoco voy a partir ninguna lanza por todos aquellos que se tocan las narices en su puesto de trabajo, sean funcionarios de carrera, nombrados a dedo o pelotas lameculos de algunas empresas privadas. Hay de todo como en botica. Y un servidor se ha pasado buena parte de su vida como docente, primero en la educación privada, luego en la pública; pero siempre con amor y dedicación a su profesión. Por eso, cuando se habla despectivamente de los funcionarios, no me incluyo en ese grupo, porque no me doy por aludido. Que cada palo aguante su vela.
Perdonad el rollo.
Un saludo.

Tot Barcelona dijo...

Rollo aceptado y por supuesto disculpado.
Funcionario, CAYETANO GEA, es la palabra genérica que desvirtua el contenido.
Yo pensaba en el funcionariado político, no en el docente.
Cuando se pide al funcionariado que deje sus puestos de trabajo para ir a hacer de claca a los benefactores patrios en la entrada de los juzgados, se sabe con certeza de que no irán maestros, ni profesores universitarios, aunque sean partidarios del "partido", porque no hay ninguno con sentido común que abandone un día de docencia y deje a sus alumnos colgados.
Va porque tenemos 17 autonomías, con 17 gobiernos, con 17 senados y miles de cargos políticos...esos son los que acuden a las llamadas de sus jefes.
salut

ben dijo...

Eso no son funcionarios,hombre,son políticos.Me parece que no lo tienes claro Miquel,Cayetano
lo ha expresado muy bien.
Saludos."ben"

Tot Barcelona dijo...

Bueno, BEN, me enjabonaré para aclararme...
Nada que no haya pasado ya.
Un abrazo

Anónimo dijo...

No sabía que eras podemita...

Mª Trinidad Vilchez dijo...

Miquel, no es podemita, es de donde le de gana.
Y de entrada da la cara, no como tú.

Tot Barcelona dijo...

Si , AnÖNIMO, de la rama , del Monedero...es el que me va...siempre en la sombra.
Salut..
PD: lo que más me gusta es su firma..¡ me hace pensar en tantos y tantas (lo femenino se ha de poner , sino quedo mal) amistades recónditas ¡.

Tot Barcelona dijo...

Salut MTRINIDAD
Un abrazo...jajajajaja...esto de los anónimos es cojonudo..
Ostras..al menos unas simples iniciales.......jajaja auque sean falsas...jajaja
Joder, como está el patio...jajaja
Un abrazo

CASAS RUSTICAS dijo...

Siempre fue lo mismo aqui, alli, antes y ahora.
Gente decente no se mete en eso