YO NO PUEDO OLVIDAR NADA. DICEN QUE ESE ES MI PROBLEMA.
(Roberto Bolaño).

jueves, 3 de julio de 2008

Los abrevaderos




Hasta el final de los años cincuenta, Barcelona disponía de una buena cantidad de abrevaderos. Estos, estaban destinados a satisfacer las necesidades de los animales de carga que deambulaban con sus carros por dentro de la ciudad.
Los abrevaderos solían estar situados en las inmediaciones de los mercados, cuyos porteadores eran denominados "camalis" y, en la zona industrial de Poble Nou, aquí, el nombre que recibían era el de "recaders". Así, mientras los porteadores de géneros y especias hacían un alto en el camino, los animales se refrescaban. Mas de un cabestro se sabía el trayecto y, mientras el conductor iba dormido, el animal se iba parando en los diferentes lugares que ya se sabía de memoria.
Poco a poco, los vehículos de sangre se fueron sustituyendo por los de motor. Los últimos "recaders " con equinos, estuvieron situados en Poble Nou, en una empresa familiar denominada "Can Favà", sobre 1962.
En Barcelona quedan cuatro, como expositores de lo una vez fue una ciudad "ecológica". En la calle Concell de Cent, al 40. En Concell de Cent esquina Béjar y, en la calle Cucurulla esquina Puerta del Ángel, y, el que les muestro en la foto, calle Vila i Vilà, 77.
Es de piedra porosa. Se pueden apreciar aún unas molduras. Hace aproximadamente metro y medio de largo por sesenta de ancho. Con dos recipientes separados. Estaba forrado de "rajoles" vidriadas de un color azul claro.
Clicar sobre la foto para verla en detalle.

7 comentarios:

pericogranollers dijo...

a cuantos "animales"(politicos,presidentes de futbol,maltratadores etc etc....)haria yo abrevar ahi ,amigo ,saludos

Miquel dijo...

jejejeje

budgie dijo...

En los cincuenta bajaba desde Sant Genis con mi abuelo, el carro y el caballo a buscar pulpa de cerveza y barras de hielo a la Damm que creo estaba en la Calle Escorial.

Miquel dijo...

La Damm, continua estando entre Cartagena, Provenza, Dos de Mayo y Rosellón. Uno de los patios está recuperado. Se ha conservado la chimenea y un depósito de cerveza, que ahora sirve de tobogán para los niños. Quizá podría ser de algún almacén que tuviera por la calle Escorial pero, no me sale en los listados de Damm de aquella época. Un tio del creador ( Joseph Damm ), de nombre August Kuentzmann, instala otra pequeña fábrica en la calle Urgell 67/69, esquina Diputación, y un checo denominado Miklas, que era de Plzen (Pilsen),pone en Rosellón nº 515, otra fábrica de cerveza, en los albores de 1910. Al fundirse estas tres empresas, se crea la Sociedad Anónima Damm. Un saludo

budgie dijo...

Debía ser el sitio que tú indicas Miquel. Saludos.

Miquel dijo...

Lo que si, me gustaría hacer constar, y que me he olvidado, es que allí donde estos emprendedores ponían una fábrica de cerveza, de gaseosa o de sifón, siempre, siempre contaban con un manantial de agua, como mínimo una mina, con el subsiguiente ahorro de materia prima y la seguridad del abastecimiento en la misma fábrica. Lo más curioso es que el agua que se buscaba debía ser de primera calidad y por eso desechaban de entrada, el paso de esta por tuberías de plomo ( las que se usaban en aquella época). Ríanse Udes. de la escasez de agua en Barcelona, una de las falacias más grandes de la historia. Ni antes, ni ahora. Salut

budgie dijo...

Miquel, no se si llegaste a conocer el manantial que habia por debajo del puente de Vallcarca donde habia una fábrica de gaseosas. Era tambien publico y podias ir a llenar la garrafa. Saludos.